Laura

    Con una mirada brillante, una sonrisa que acompaña a su ilusión por observar cuanto le rodea y con tan solo cuatro años, Laura es de esas pequeñas princesas que en su mágico mundo de fantasía impresiona descubrir una niña tan madura en distancias cortas.

 Una mezcla entre dulzura y respeto hacia los demás que te gana desde el primer minuto que compartes con ella y que te llevan a analizar quién hay detrás de alguien tan pequeño y tan grande a la vez.

   La figura de papa Jose Miguel, a quién le tiene robado el corazón siendo su ojo derecho, cómplice de algún capricho. Mama Jackeline, quien con unas gotitas de firmeza y muchísimo amor ha conseguido formar una familia con unos grandes lazos de unión.